jul. 21
Medidas para minimizar los riesgos por estrés térmico a través de un vídeo de 4 minutos

​Las temperaturas extremas a las que nos estamos enfrentando durante el verano hacen necesaria una revisión de los sistemas para mitigar sus posibles efectos en la seguridad de los trabajadores. Los puestos de trabajo en instalaciones donde se concentran fuentes de calor, alta humedad, o con tareas en las que se realiza una fuerte actividad física favorecen situaciones donde se puede estar expuesto a cargas de calor excesivas. De la misma forma, hay que prestar una especial atención a los trabajos en exteriores. La prevención es lo más importante. 

A continuación, ofrecemos una síntesis de medidas aplicables propuestas en el video hecho por Osalan - Instituto Vasco de Seguridad y Salud Laborales que os enlazamos al final del texto.

  • Instalar fuentes de agua próximas a los puestos de trabajo.
  • Adoptar medidas de control térmico como ventiladores, persianas, toldos, aislamientos y apantallamientos.
  • Limitar las tareas más exigentes a las horas menos calurosas y planificar rotaciones adaptando el ritmo de trabajo al entorno y a la temperatura.
  • Aumentar la frecuencia de las pausas de recuperación y favorecer el trabajo en equipo para identificar posibles síntomas de sobrecarga térmica.
  • Habilitar zonas de sombra o con aire acondicionado que permitan a los trabajadores reponerse.
  • Asegurarse de que los empleados visten con ropa amplia de tejido ligero, transpirable y de colores claros y que se protegen la cabeza con gorra o sombrero en exteriores.    
  • Informarse sobre aquellos trabajadores que tomen medicación que pueda afectar al funcionamiento del sistema vascular, a la regulación térmica, a la sudoración o a la función renal.
  • Dar información sobre los riesgos relacionados con el calor, el estrés y sobrecarga térmicos, así como sus factores de riesgo, efectos y otras medidas preventivas.
  • Tener en cuenta la condición física, estado de salud, antecedentes de problemas en el sistema cardiovascular, vías respiratorias, diabetes o insuficiencia renal.

Además, hay que tomar consciencia de los trabajadores que pueden tener condicionantes que los sitúen en una situación aún más desfavorable ante el calor excesivo y que deben tomar precauciones extra como personas con sobrepeso, de edad avanzada y embarazadas.

Más información en el vídeo de Osalan - Instituto Vasco de Seguridad y Salud Laborales


Comentarios

No hay comentarios sobre esta entrada de blog.